Feminidad slow

Dejemos afuera los mandatos y el deber ser mujer, para conectar con nuestro ser femenino de manera genuina y fluida con aquello que nos haga sentir bien, con una salud natural. 

Feminidad Slow

Mandatos. Esos que heredamos, que debemos respetar casi por obligación. Nosotras, las mujeres, solemos llenarnos de esos mandatos. Y mucho se habla de la energía femenina, feminidad, de lo que está bien, de lo que debemos hacer.

Por ello, hoy quiero invitarte a que reflexionemos juntas sobre esos “deberes”, esos sentimientos de cumplir con las expectativas (de la sociedad, de nuestra familia, de nosotras mismas) y sobre la imperiosa necesidad de dejar de sentir culpa si no cumplimos. 

Desde mi experiencia y estudio, quiero compartirte algunas reflexiones sobre nuestro Ser Mujer en lo más íntimo de nuestra feminidad, para inspirarte a que conectes con tus ciclos menstruales, con tu salud ginecológica y con la naturaleza que somos y que llevamos dentro, de una forma fluida y slow, sin presiones, sin deberes, sin mandatos.

Eso sí, te pido que no lo tomes como algo que “debes hacer”. Todo lo que comparto desde este espacio son sugerencias, toma lo que te resuene y sientas que es practicable, accesible y sencillo de sumar a tu vida.

Conecta con la luna

Este astro está profundamente relacionado con nuestro ciclo menstrual y con alcanzar una salud natural. Algo que a mí personalmente me ayudó mucho a conectar con mi feminidad, y a disminuir los dolores menstruales (además de las plantas medicinales) ha sido conectar con la energía de la luna. ¿Cómo conecto de una forma simple, sencilla, sin tanto manual? Mirándola, contemplándola, conociendo en qué fase de la luna estamos, de manera de comenzar a diferenciar cuáles son los efectos de las distintas fases en mí, sin seguir calendarios o libros que estipulen lo que debería suceder.

Utiliza la copita menstrual

Esta es una sugerencia que te hago porque no sólo le hace bien a nuestra salud ginecológica y salud en general (porque todos los órganos están conectados), sino que también ayuda -y mucho- a nuestro planeta. Las toallitas que normalmente compramos en las farmacias o supermercados contaminan muchísimo, y además, contienen sustancias tóxicas para nuestra salud. Pero, más allá de eso, la copita nos brinda mayor conciencia de cómo está nuestro ciclo menstrual y nuestro cuerpo. ¿De qué manera? Observando el color, si tiene coágulos, si es espesa, la cantidad, entre otros. Les dejo algunos indicios que pueden darnos información de desequilibrios:

  • Desequilibrio de riñón: cuando la menstruación es de color marrón no rojo, cuando duele durante el sangrado y sólo se pasa con calor, cuando dura más de 5 días y es poco el volumen que se libera.
  • Desequilibrio de hígado: cuando la menstruación es de color vino, cuando está cargada de coágulos y es espesa. 

Toma plantas medicinales para fortalecer tu salud ginecológica

En mi caso, las plantas medicinales siempre me han acompañado fortaleciendo mi organismo y ayudándome a compensar desequilibrios. Plantas que te pueden ayudar para tu ciclo: Caléndula officinalis, Salvia officinalis, Pasiflora incarnata. Puedes tomar infusiones de estas hierbas una vez al día o una semana antes de que te venga el periodo menstrual. 

Te cuento más en mi video 🙂

Si no tienes tiempo de prepararte estas infusiones, te sugiero la fórmula menstrual de @rako_lab, formulada por mí, pensando en mejorar la salud ginecológica y conectarnos de forma amorosa y saludable con nuestro ciclo menstrual. 

Si te interesa sanar tus dolores menstruales y problemáticas como la cándida, la salud slow con plantas medicinales también tiene respuestas para brindarte.

Recuerda que sanar de verdad, es sanar de raíz.

🌿

Flor Fasanella

Farmacéutica especializada en medicina herbal e integrativa

4 comentarios en “Feminidad slow”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Shopping Cart
Ir arriba
Registra una nueva cuenta de afiliado